Compartir

En mi anterior entrega sobre la FED – La “Leica roja” (I), hablé de la historia inicial de las comunas soviéticas que condujeron a la creación de estas copias de la Leica II de la mano de Makarenko, y en esta segunda entrega voy a contar el resto de la historia y también vamos a poder desvelar cuánto hay de verdad en la afirmación por parte de los responsables de la producción de esta carismática cámara soviética en el sentido de la calidad de su óptica “…”tras examinar estos objetivos –para las Leica soviéticas– podemos afirmar que son superiores en calidad comparándolos con otros objetivos similares hechos en el extranjero”, o sea… Leitz.

El éxito de las FED y un último descaro

Mientras tanto, la producción de las FED –que se habían refinado en acabados y precisión– iba con viento en las velas: en 1935 se fabricaron 12.000 unidades, y 15.000 en 1936. En 1938 se presentaron –¡por fin!, tras muchas quejas por parte de los usuarios de FED– nuevos objetivos: 28 mm f/4,5; 50 mm f/2; 100 mm f/6,3 y un objetivo para aproximación. Bajo el poder absoluto de la NKVD se tomó una decisión inaudita: se pasó de “solo” copiar a las cámaras Leica –las cámaras FED– a fabricar unidades directamente con el grabado “Leica” sobre la cámara y el de “Leitz Elmar” o “Leitz Summar” sobre los objetivos.

Una copia "Leica" junto a una FED en la que se basa. A notar que en esta imagen se trata de una copia Leica "moderna", no una de las que se fabricaron en la época mencionada: de serlo, tendría un valor de coleccionismo bastante alto. © Albedo Media
Una copia “Leica” junto a una FED en la que se basa. A notar que en esta imagen se trata de una copia Leica “moderna”, no una de las que se fabricaron en la época mencionada: de serlo, tendría un valor de coleccionismo bastante alto. © Albedo Media

Como se dice ahora, “con un par”. La caradura de esta gente se mantuvo al parecer entre 1936 y 1938. Ahora bien, esto no tiene nada que ver con las falsificaciones de Leica que ahora se fabrican en distintos países del Este partiendo de la base de una FED. Como podéis imaginar, la “Leica” que obra en mi poder –un regalo– con el número de serie 0001 es más falsa que la promesa preelectoral de un político. Hasta tal punto se copieteaba todo, que hasta los manuales para algunas FED utilizan ilustraciones de las Leica originales.

El FED 100 mm f/6,3 es un objetivo muy compacto e interesante, llamado "el Berg Elmar" soviético. Ø 36 mm x 52 mm –hasta la base de la montura– para 240 g. © Albedo Media
El FED 100 mm f/6,3 es un objetivo muy compacto e interesante, llamado “el Berg Elmar” soviético. Ø 36 mm x 52 mm –hasta la base de la montura– para 240 g. © Albedo Media

Final y nuevo comienzo

El 22 de junio de 1941 las fuerzas de la Alemania Nazi invaden la Unión Soviética. A pesar de los desesperados esfuerzos de retirada de los efectivos de las industrias soviéticas a lugares lo más seguros posibles, en las batallas en torno a Kharkov donde se ubica la comuna FED, entre el 25 de octubre de 1941 y el 22 de agosto de 1943 –la ciudad cambió de manos al menos cuatro veces en ese periodo– todos los edificios y efectivos de la comuna FED quedaron arrasados. En la evacuación de las instalaciones ante el avance nazi, se produjeron al parecer situaciones rocambolescas: la mayor parte de la maquinaria no llegó a donde “tenía que llegar” y fue transferida a “otras industrias”, al tiempo que una parte de los ingenieros de FED fue “invitada” a trabajar en algún lugar desconocido en exilio en Siberia.

Aunque existe muy poca información respecto al periodo siguiente, sí que podemos saber que se emprendió la nueva producción de cámaras FED hacia finales de 1946, con un nuevo logo que algunos consideran más atractivo –lo cual no es mi caso– y con ajustes de tiempos de obturación ya en la escala moderna de 1/25 s, 1/60 s, 1/125 s, 1/250 s y 1/500 s. Como podéis imaginar, existen muchos modelos de FED posteriores, así como de otras cámaras rusas y soviéticas, pero… ese tema debe quedar para otro día.

Las FED y el coleccionismo

Las FED son utilizables y baratas, y también coleccionables, y tal como os he avanzado, algunos modelos pueden llegar a ser valiosos. Pero, partiendo de la base de que ya en sí son copias e incluso flagrantes falsificaciones, no es raro encontrar falsificaciones de esos “modelos tan raros y valiosos”. Por tanto, se impone el conocimiento y la prudencia.

Detalle del grabado en cirílico de la unidad de cámara FED empleada para este artículo. © Albedo Media
Detalle del grabado en cirílico de la unidad de cámara FED empleada para este artículo. © Albedo Media

Por el número de serie y los rasgos generales, la unidad de FED de la que os hablo en este artículo, sería según la publicación “The Authentic Guide to Russian and Soviet Cameras / Made in USSR” de Jean Loup Princelle, una FED 1d, producida entre 1939 y agosto de 1941 y por tanto bajo el control de la NKVD. La inscripción grabada rezaría:

  • FED Nº 127283
  • NKVD – USSR
  • Kharkov
  • KOMBINAT
  • En nombre de
  • F.E. Dzerzhinsky

Antes de llegar a la FED-2 de 1950, he contado hasta 13 versiones distintas de FED, sin contar las falsificaciones, pero incluyendo la auténtica y bastante peculiar FED TSVVS, con montura Contax, destinada a los “Servicios Topográficos de la Fuerza Aérea.

Distinguir entre una Leica auténtica y una copia o falsificación basada en una FED, es sencillo. Basta con fijarse en unos pocos detalles clave, más allá de las diferencias de calidad en los grabados y acabados y… en el olor. El primero es el sistema para el acoplamiento telemétrico entre cuerpo de cámara y objetivos.

El segundo, son diferencias más o menos sutiles en las formas de la parte anterior de la cubierta anterior para el sistema de encuadre y enfoque telemétrico.

Una Leica auténtica y una Leica falsa –¡con el número de serie 000001 nada menos!– "ejecutada" sobre una FED: atención a la diferencia de resalte en la ventanilla del visor. Una persona familiarizada con estas cámaras, detectaría pronto diferencias de calidad en los grabados, los tornillos, etc. © Albedo Media
Una Leica auténtica y una Leica falsa –¡con el número de serie 000001 nada menos!– “ejecutada” sobre una FED: atención a la diferencia de resalte en la ventanilla del visor. Una persona familiarizada con estas cámaras, detectaría pronto diferencias de calidad en los grabados, los tornillos, etc. © Albedo Media
Uno de los dos Leitz Elmar 50 mm f/3,5 es auténtico y el otro un FED transformado, falso. ¿Podéis distinguir el auténtico? Haced clic para ampliar, y por la calidad de sus grabados les conoceréis. © Albedo Media
Uno de los dos Leitz Elmar 50 mm f/3,5 es auténtico y el otro un FED transformado, falso. ¿Podéis distinguir el auténtico? Haced clic para ampliar, y por la calidad de sus grabados les conoceréis. © Albedo Media

“Leicas” de fantasía

Más de un ingenuo viajero de cruceros por la Rusia actual vuelve con una “Leica” comprada a precio de ganga a un particular, muchas veces una “Leica de oro” o alguna con grabados nazis, de guerra… Se trata de versiones realizadas sobre cámaras FED, y en cierta forma –siempre que no nos timen y sepamos lo que estamos comprando– tienen su gracia y son coleccionables en sí. Por supuesto también se encuentran en Bièvres y otras ferias en las que normalmente se venden como lo que son: fantasías más o menos atractivas. Una que vi en una ocasión –bastante bonita– estaba dedicada a un supuesto comandante de un submarino alemán de la segunda guerra mundial, por sus hazañas bélicas… Mi presupuesto en la época tenía otro destino, pero en otra ocasión adquirí la que aparece más abajo.

"Leica" en acabado de pintura al horno y "piel" de reptil. © Albedo Media
“Leica” en acabado de pintura al horno y “piel” de reptil. © Albedo Media
El objetivo "Leitz Elmar" f/3,5; F = 3,5 mm (SIC) de esta "Leica" es una versión con revestimientos del Industar clásico de las FED en el que alguien "metió la pata" en el grabado. © Albedo Media
El objetivo “Leitz Elmar” f/3,5; F = 3,5 mm (SIC) de esta “Leica” es una versión con revestimientos del Industar clásico de las FED en el que alguien “metió la pata” en el grabado. © Albedo Media

La calidad de las ópticas

La calidad de las ópticas rusas y soviéticas es objeto de debate, y en parte ha sido grandemente mitificada por el fenómeno Lomográfico. Según el GOI, tal como hemos visto más arriba, la calidad de su FED Industar 50 mm f/3,5 “superaría la del –por alusiones– Leitz Elmar”… Puesto que pienso que valía la pena extenderse un poco más sobre el tema… he aquí los resultados de la prueba que he realizado. Algún día quizá pueda hablaros de esas Zorki en las que estáis pensando… y en alguna otra “roja” más.

Imagen realizada con el FED Industar 50 mm f/3,5 a f/3,5 © Albedo MediaImagen realizada con el FED Industar 50 mm f/3,5 a f/3,5 © Albedo Media Imagen realizada con el FED Industar 50 mm f/3,5 a f/6,3 © Albedo MediaImagen realizada con el FED Industar 50 mm f/3,5 a f/6,3 © Albedo Media Imagen realizada con el FED Industar 50 mm f/3,5 a f/16 © Albedo MediaImagen realizada con el FED Industar 50 mm f/3,5 a f/16 © Albedo Media

 

Imagen realizada con el Leitz Elmar 50 mm f/3,5 a f/3,5 © Albedo MediaImagen realizada con el Leitz Elmar 50 mm f/3,5 a f/3,5 © Albedo Media Imagen realizada con el Leitz Elmar 50 mm f/3,5 a f/6,3 © Albedo MediaImagen realizada con el Leitz Elmar 50 mm f/3,5 a f/6,3 © Albedo Media Imagen realizada con el Leitz Elmar 50 mm f/3,5 a f/16 © Albedo MediaImagen realizada con el Leitz Elmar 50 mm f/3,5 a f/16 © Albedo Media

 

La verdad es que, aunque no quisiera privaros del placer de vuestro propio descubrimiento, explorando cada imagen de centro a campo medio y de allí a bordes y a esquinas, sí que puedo ir avanzando datos. Así, pronto salta a la vista que el centrado de las ópticas respecto a la montura es ligeramente diferente. Podríamos pensar, en primera instancia, que la focal del Industar podría ser muy ligeramente más corta que la del Elmar, pero si nos fijamos bien, se trata más bien de una cuestión de centrado.

Selección comparativa del rendimiento del FED Industar 50 mm f/3,5 vs el Leitz Elmar 50 mm f/3,5 © Albedo Media
Selección comparativa del rendimiento del FED Industar 50 mm f/3,5 vs el Leitz Elmar 50 mm f/3,5 © Albedo Media

Ya a partir de ahí, puedo comentar que ambos objetivos comparten características comunes a los diseños de la época –en torno a 1940– con un rendimiento mucho más que digno en el centro, que decae progresivamente hacia las esquinas. Lógicamente, como en la mayor parte de las ópticas, diafragmar supone una mejora importante en ese rendimiento. Os ofrecemos una selección de zonas centrales y periféricas en la tabla de más arriba para facilitar vuestra evaluación, pero en cuanto a la calidad relativa de estas dos ópticas, espero vuestros comentarios antes de pronunciarme… ¡descargad y abrid esos archivos y a trabajar explorando vosotros mismos “barriendo” las imágenes a lo largo y ancho!

Fuentes:

  • Propias
  • The Authentic Guide to Russian and Soviet Cameras (ISBN 1-874031-63-0)
  • Guía McKeown’s
  • Oscar Fricke, conferencia en la Leica Historical Society of America, (New Orleans, 1977)
  • Kodak Cameras: The first Hundred Years (ISBN 0-906447-44-5)
  • Leica, Das Produkt und Sammler-Buch (ISBN 3-8043-5064-X)
  • Leica Copies (ISBN 1-874485-05-4)

11 Comentarios

  1. Veo un mejor rendimiento en el centro y sobre todo a 3,5 en el Elmar. En los bordes la diferencia es mínima con algo mas de contraste también para el objetivo de Leica.

    • Gracias por su comentario, Javier. Esperaré a ver si alguien más “se moja” para ofrecer mi opinión. Creo que es un tema interesante…

  2. Pues…en el centro a f6.3 yo veo algo más resolutivo el Industar… Y en las esquinas a f3.5 también…quitando el centro a plena abertura, la afirmación de los ucranianos podría ser cierta… Un saludo.

  3. Realmente creo que sí, es mejor ese Industar que ese Elmar, en general. A f16 son casi idénticos y en el resto, exceptuando a f3.5 en el centro, el Indu es ligeramente mejor…
    Siendo diseño idéntico, los soviéticos y sus grandes recursos minerales hacían un vidrio óptico de primera, tenían excelentes matemáticos y ópticos y la mano de obra, con esos muchachos motivados y orgullosos de su trabajo, con un futuro y porvenir que no tenían…marcan la diferencia. Calidad de montaje y meticulosidad hacen del Indu el ganador, aunque los mecanizados, la fachada, sea superior en el Elmar. Pero en lo importante…
    Me da que los precios de estos Industares van a subir…
    Un abrazo

  4. Buenas tardes D. Valentin,
    Después de leer la primera parte, he esperado con alguna ansiedad la segunda prometida y desde luego no me ha decepcionado en absoluto.
    ! Magníficos dos artículos, como siempre!
    Ignoraba que hubiera tanta falsificación usando el nombre de Leica; claro que grabar el “0001” tiene su gracia si no se pretende vender por 100.000$…..
    En cuanto a la comparación de los objetivos, se nota una gran diferencia a plena apertura y en el centro, pero las diferencias se diluyen al diafragmar y en los bordes los dos objetivos dejan bastante que desear.
    En uso normal, es decir con buenas condiciones de iluminación, los rusos se defienden bien y no creo que haya muchos fotógrafos capaces de acertar la nacionalidad de los objetivos que se utilizaron. Estoy suponiendo que se usa blanco y negro, en color no los he utilizado.
    Una sugerencia, ¿ Sería posible un artículo sobre las Contax/Kiev, y tratado con tanta profundidad?
    Muchas gracias

    • Gracias por su aportación, Justo. Soy de la misma opinión. De hecho, en la zona media, me atrevería a decir que incluso ya desde f/3,5 puede ser incluso algo mejor el Industar. También hay que decir, en honor de las dos ópticas, que jamás fueron diseñadas para registrar un sujeto plano tan… puñetero como ese escaparate. No estoy seguro de si acertaremos con el modelo exacto de Contax / Kiev, pero a lo mejor… ¡le sorprendemos! Saludos cordiales.

  5. Buenas tardes Valentín, una vez más, estoy impresionado y muy satisfecho de poder disfrutar este artículo, aunque realmente sabe a poco…
    En el universo de las cámara sovieticas hay temas muy interesantes que darían para muchos artículos, además de las nombradas Zorki, las Kiev, etc. Está la cuestión de las “familias” de objetivos. No sé si estoy errado, pero creo que de las dos grandes familias que se derivan las originales alemanas Leica y Contax, luego los rusos no sólo las calcaron sino que crearon compatibilidades entre ellas, entendiendo por compatibilidades que un objetivo cuyo diseño de optica era Zeiss, lo fabricaban con montura Leica. Creo que al menos así ocurrió con el Jupiter 9 85/f2, Aunque no estoy seguro del todo. Desde hace años tengo uno que he usado con una una Zorki 4 y también con una Canon P, Me gustaría su comentario sobre si es cierto está “compatibilidad”
    Gracias una vez más.
    Saludos.

    • Buenos días Eleuterio, como verá, hoy publicaremos un artículo –de hemeroteca– sobre las cámaras soviéticas Kiev, copia de las Contax germanas. Dos de los objetivos que aparecen son ópticas Jupiter, copias de un Biogon y un Sonnar de Carl Zeiss. Me consta la existencia del Jupiter 9 85 mm f/2 en montura de Leica a rosca, que cita ya que… ¡tengo uno por ahí! Con un precioso revestimiento frontal, por cierto. Repasaré un poco más el tema que comenta acerca de esa coexistencia de monturas, para estar mas seguro, y volveré sobre el asunto, que resulta interesante. Gracias por sus amables palabras. Espero poder seguir aportando sobre los interesantes aparatos fotográficos clásicos, siempre un buen pretexto para cargar –al menos de vez en cuando– un buen rollo de película. Saludos cordiales.

  6. ¡Impresionado me quedo! Ahora me siento realmente afortunado por haber tenido alguna de esas entre las manos -la del número de serie 000001 me mató-, y eso que tengo mis Leica y FED en casa. Estaría bien sacar a la palestra aquellas Canon III también, que fusilaban bastante el concepto.

    Yo creo que en ópticas tan clásicas y funcionales -como espartanas- como esos 50mm f3’5, ambas funcionan de manera similar, aunque personalmente, creo que adaptándolas a digital, el Industar funciona mejor, y no hace tanta aberración cromática como el Elmar.

    Creo que la nueva corriente de coleccionismo acabará siendo pagar buenas sumas por las FED ‘refurbished’ Leica, pero, ¿Quién se resiste a una ‘Leica’ de oro de los juegos olímpicos con vulcanita blanca?

    ¡Un abrazo fuerte!

Dejar una respuesta